Mi Historia de la Clínica 16 | Tony


“Pienso mucho en lo difícil que debe ser para alguien que está luchando contra una adicción e intentando salir de golpe y sin ayuda. Debe de ser casi imposible.”

Después de años de vivir bien haciendo trabajos manuales y luego trabajando en una planta de sustancias químicas, me encontré en el hospital. Soy diabético y tuve un aumento excesivo de peso, además de toda una serie de problemas. Mi hija estaba preocupada y tenía razón para estarlo.

En el hospital, me pusieron en coma para estabilizarme porque mi frecuencia cardíaca era demasiado alta. Después de ser estabilizado y salir del coma, volví a mi casa con una larga lista de medicamentos para tratar el dolor, la diabetes y los problemas cardíacos.

Unos meses después, atravesé algunos cambios en mi vida y me encontré sin seguro. Siempre había tenido un excelente seguro a través del trabajo, así que esto era algo desconocido para mí. Pero sabía que debía encontrar a un médico. Tomaba muchos medicamentos, no gozaba de buena salud y necesitaba atención médica.

Fue en ese momento en que mi vecino me recomendó ir a los Centros Comunitarios de Salud de Sixteenth Street (Sixteenth Street Community Health Centers). En Sixteenth Street, encontré una maravillosa clínica con médicos y miembros del personal profesionales y excelentes. Las instalaciones eran fantásticas, el laboratorio estaba allí mismo… Un lugar de alta calidad por donde se mire.

El médico que consulté, y a quien sigo consultando, es el Dr. Pludeman. Es excelente. En la primera consulta, recopiló toda mi información y fue muy profesional y meticuloso. Se nota que realmente se interesa y se preocupa por mí. Cuando lo veo, es como si unos buenos amigos se reunieran a charlar. Conocemos los intereses y las familias del otro. Hubo una época en la que pensé someterme a una cirugía importante y se lo conté en una cita. Cuando regresé el mes siguiente, había investigado, por su cuenta, muchísimo sobre el procedimiento para darme información y hablar conmigo. ¿Cuántos médicos hacen eso por uno?

El Dr. Pludeman me ayudó a controlar mi diabetes y a encaminarme con éxito hacia la pérdida de peso. Mientras yo bajaba de peso, él esperaba con gran entusiasmo para saber cuánto peso había bajado desde la última consulta; parecía un niño en una tienda de dulces. Fue realmente fantástico.

El otro cambio muy importante que atravesé con el Dr. Pludeman fue dejar gradualmente los opioides que tomaba. Me recetaron opioides durante algunos años para lidiar con el dolor crónico. Después de consultar al Dr. Pludeman por un tiempo, cuando empecé a bajar de peso y a sentirme mejor, me dijo: “Te voy a ayudar a dejar esos analgésicos. Creo que estás preparado”. Y sí lo estaba. Entonces, poco a poco, trabajó conmigo para disminuir las dosis y ayudarme a dejar los medicamentos. Ya me deshice completamente de ellos. Mi organismo realmente se había acostumbrado, por lo que sentí la disminución de las dosis. También le agradezco por el tiempo y la atención que dedicó para ayudarme a llegar a donde estoy en este momento.

Pienso mucho en lo difícil que debe ser para alguien que está luchando contra una adicción e intentando salir de golpe y sin ayuda. Debe de ser casi imposible.

Me siento muy afortunado de haberme encontrado con Sixteenth Street. Es un lugar ejemplar. Ahora tengo seguro, pero no he cambiado de clínica. El Dr. Pludeman es un excelente médico, y Sixteenth Street es una clínica fantástica. Me ayudaron a llegar a un punto estupendo. ¿Por qué cambiaría?

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *